Los tradicionales cafés de la Avenida de Mayo

cafe tortoni

Elegante, conservadora, histórica. Nuestro recorrido por la Avenida de Mayo hoy nos lleva por los cafés, reductos que han marcado la vida de este boulevar sobre el que hemos hecho referencia en otras oportunidades. Porque si os invitamos a un paseo por esta arteria de la ciudad de Buenos Aires no podemos dejar de hablar de estos sitios que marcaron la vida social de la avenida, con sus charlas intelectuales y sus historias compartidas.

Los tradicionales cafés de entonces marcaron el ritmo de la Avenida de Mayo y así fue como, junto a los majestuosos hoteles de la época y las grandes tiendas de lujo, fueron el centro de atención. Como ya hemos anticipado, el boulevar fue también el territorio de la importante comunidad española que habitaba la zona previo a la construcción de la arteria. Fue así como se instalaron numerosos cafés “a la española” que se animaban a repetir las tradiciones europeas e incluso ofrecían el clásico chocolate con churros. No sólo fueron el lugar de encuentro para revivir la nostalgia por la tierra olvidada sino que también se transformaron en refugio de intelectuales, sobre todo debido a los numerosos exiliados franquistas y republicanos de la Guerra Civil Española.

Entre los más importantes estaban el café La Armonía, fundado en 1899 y donde se servía el mejor chocolate con churros; Los Cómicos, un teatro cuyo apogeo fue en 1910 y cuyo nombre remite a los numerosos actores que lo visitaban luego de sus funciones en los teatros de la zona; o La Castellana, situado en la intersección con la calle Lima. Y no podemos olvidar el café La Toja, El Español, el Avenida o el Café París, un reducto donde cantó Carlos Gardel y luego se transformó en centro de reunión de los exiliados del Uruguay. Entre tanto, La Cosechera, al 625 de la avenida, era un café muy visitado por grandes escritores como Roberto Arlt o el poeta español Pedro Herreros. Y no podemos olvidar a Puerta del Sol, conocido por su oferta de mujeres.

Entre los más destacados sin embargo resaltaba el mítico Café Tortoni, en pie hasta nuestros días. Inaugurado en 1926, fue visitado por grandes figuras de la intelectualidad argentino así como por muchas personalidades del extranjero. En él funcionó la peña Agrupación Gente de Artes y Letras, inaugurada en 1926 y cerrada en 1943. Hoy el café sigue brillando aún sin ella y se organizan espectáculos culturales en el bar y en su bodega. Otro café que sobrevive hasta nuestros días es Los 36 billares. Por entonces se trataba de un conjunto de cafés que utilizaron esa denominación y se destacaban por sus mesas de billar.

Print Friendly, PDF & Email



Etiquetas: , ,

Categorias: Ciudad de Buenos Aires



Deja tu comentario