Viajar en tren por Argentina

tren_a_las_nubes_15

Argentina es un país maravilloso, lleno de paisajes impresionantes repartidos por toda su geografía. Como siempre, apostamos por recorrer éste, como otros países, en tren; y es que no existe una forma más intensa de conocer cada uno de sus rincones.

La red ferroviaria argentina cuenta con unos 47.059 km de vías. En su momento, llegó a ser una de las más grandes del mundo, siendo en la actualidad la más extensa de toda Latinoamérica y la octava de todo el mundo.

Esta red fue fomentada en su momento por capitales nacionales, pero poco tiempo pasaría hasta que los británicos y franceses invirtieran en ellos. La expansión de esta red ferroviaria estuvo ligada al modelo económico agroexportador, por este motivo, en las zonas agrícolas y ganaderas existía mayor concentración de tendido férreo.

La primera línea férrea se inauguró en 1857, y en un principio pertenecía a un grupo de particulares que formaban parte de la Sociedad Camino de Hierro del Ferrocarril Oeste.

Desde el momento en el que las líneas férreas comenzaron a nacionalizarse, quedando en manos de la Empresa de Ferrocarriles del Estado Argentino, la red ferroviaria del país se dividió en seis grandes líneas. Líneas que posteriormente pasarían a manos de empresas privadas.

Así, la línea Roca, Sarmiento, Mitre, pertenece a FEPSA desde 1991; la línea de Mitre a Nuevo Central Argentino desde 1922; la línea de Roca a Ferrosur Roca desde 1993; la línea de San Martín a Buenos Aires al Pacífico desde 1993; la línea Urquiza a Mesopotámico General Urquiza desde 1993; y la de Belgrano a Belgrano Cargas desde 1999.

  • Líneas y áreas

El Ferrocarril General Bartolomé Mitre, se mueve por las provincias del centro y norte del país. Su ruta principal parte de la estación del Retiro, en Buenos Aires, y atraviesa las provincias de Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba, Santiago del Estero y Tucumán.

El Ferrocarril General Belgrano, es el más extenso de toda la red argentina. Su ruta principal la encontramos desde la estación de Retiro en Buenos Aires y atraviesa provincias como la de Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba, San Luis, Mendoza, San Juan, La Rioja, Catamarca, Tucumán, Santiago del Estero, Chaco, Formosa, Salta y Jujuy. Dada su extensión es, sin lugar a dudas, una de las más atractivas para recorrer el país en este medio de transporte.

El Ferrocarril General de Roca, pasa por el centro del país y la Patagonia argentina, partiendo de la estación Constitución en Buenos Aires y atravesando lugares como la Pampa, Neuquén y Río Negro.

El Ferrocarril General de San Martín efectúa sus viajes por la zona del oeste de Argentina, dirigiéndose desde la estación Retiro, Buenos Aires, hasta la región de Cuyo.

El Ferrocarril Domingo Faustino Sarmiento partirá de la estación Once, en Buenos Aires, cubriendo buena parte de la región pampeana, y pasando por provincias como Buenos Aires, La Pampa, Córdoba, San Luís y Mendoza.

Por último, el Ferrocarril General Urquiza servirá a las regiones mesopotámicas. Parte del barrio porteño de Chacarita y pasa por provincias como Buenos Aires, Entre Ríos, Corrientes y Misiones.

  • Categorías en los trenes de Argentina

En los trenes argentinos encontraremos diferentes categorías. Podemos comenzar con la Clase Turista, una de las más básicas y seguramente incómoda. Por tanto, casi mejor tomarla en los viajes más cortos.

La Primera Clase es un poco más confortable, con asientos reclinables (en turista son fijos) y apoyabrazos. Ideales para viajes un poco más largos y económicos.

La clase Pullman, es una categoría mucho más cómoda. Los asientos son reclinables, cuentan con apoyapiés y mucho más espacio entre las butacas. Además, los vagones de esta clase, cuentan con aire acondicionado, baño y algunos servicios como camarero a bordo.

Por último, contamos con el Dormitorio o Camarote. Esta categoría no se encuentra en todas las rutas. Es la de mayor confort. Encontramos un gran camarote con dos camas litera, armario, lavabo y aire acondicionado, además de un camarero a bordo. Ideales para los viajes más largos.

  • Rutas Turísticas

Existen en Argentina una serie de trenes turísticos que cuentan con un encanto muy particular. Estos trenes nos permiten llegar a lugares a los que sería difícil acceder por otro medio. El llamado Tren a las nubes sería un excelente ejemplo. Un clásico entre los clásicos.

Es una travesía a través de 434 kilómetros que llega a una altura de unos 4.200 metros. Así, se sitúa como uno de los tendidos ferroviarios más altos de todo el mundo. Además, ofrece unas vistas privilegiadas sobre la Cordillera de los Andes.

La Trochita, o el Viejo Expreso Patagónico, es otro ejemplo de estas rutas turísticas en tren. Es una de la alternativa más encantadora a la hora de recorrer la estepa patagónica, pues nos subiremos en una histórica locomotora a vapor.

Siguiendo con las rutas turísticas, le llega el turno al Tren del Fin del Mundo. Seguro que con ese nombre muchos no tendréis ganas de tomarlo, no obstante merece la pena. Es el recorrido más austral del mundo. Cruzaremos por cañadas, ríos, auténticas colonias indígenas y poco a poco nos introduciremos en el Parque Nacional Tierra del Fuego.

Aunque realmente son las rutas más impresionantes, lo cierto es que no son las únicas dentro de esta clasificación de trenes turísticos, también podemos destacar algunos como el Tren Patagónico, el Tren de las Cataratas o el Tren de la Costa.

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Turismo en Argentina



Deja tu comentario