El Valle de Potrerillos en Mendoza

Practicando vela en el Dique Potrerillos

Situado en el noroeste de la provincia de Mendoza, entre la precordillera y el Cordón del Plata, el Valle de Potrerillos es un destino típicamente montañés. Numerosas cabañas colorean la región, sobre las laderas de las colinas, junto al cauce de arroyos o de alguno de los ríos que atraviesan el lugar: el río Mendoza y el río Blanco.

Potrerillos está a unos 64 kilómetros de la capital de la provincia, y su encanto natural lo ha convertido en un destino muy visitado. Por ello, la infraestructura turística está bien desarrollada. Opciones de alojamiento y servicios para el viajero se combinan de manera generosa.

Aunque este valle desborda tranquilidad en sus paisajes más silvestres, también es un sitio perfecto para los deportes. En el Dique Potrerillos abundan las propuestas para todos los gustos, y las actividades recreativas. Y los amantes del trekking aprovechan al máximo la topografía del lugar, sus quebradas y montes.

En sus orígenes como destino turístico, Potrerillos era visitada por personas que poseían casas de fin de semana, o que en su defecto las alquilaban. Las estancias, rodeadas de viñedos y bañadas por el brillante sol mendocino, eran la opción mayoritaria. En la actualidad, el Gran Hotel Potrerillos da al lugar un carácter más accesible y abre las puertas del valle a viajeros de todas las procedencias. Los campings, por su parte, ofrecen una opción más económica e intrépida.

Hoy en día los pobladores que habitan allí durante todo el año, de manera estable, son la minoría. Sin embargo, esto no impide que los servicios al turista sean muy completos.

El centro de esquí Vallecitos, por otra parte, es una de las excursiones más frecuente desde Potrerillos. Se encuentra al suroeste del valle, y cuenta con numerosos refugios que permiten el acceso a pistas de distintos grados de dificultad.

Foto Vía: Mendoza turismo

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Turismo en Mendoza



Deja tu comentario